Home Internacionales Arde Latinoamérica

Arde Latinoamérica

348

En un lapso de dos semanas, cinco países latinoamericanos: Ecuador, México, Perú, Chile y Bolivia experimentaron súbitas y graves crisis en su gobernabilidad. Sumándose a Venezuela que vive una perenne crisis humanitaria que ha forzado a la inmigración de 4 millones de sus habitantes y Colombia con la amenaza constante del narcoterrorismo que ejercen los carteles y las guerrillas. Y no hace falta ser adivino para saber que las elecciones de este fin de semana en Argentina y Uruguay serán muy polémicas, en especial en Argentina donde se descuenta que habrán desmanes.

Ecuador y Chile pasan por diversas protestas reivindicatorias que por más reales que sean no justifican en lo más mínimo la destrucción de Quito y Santiago, al cierre de esta edición parece que en Ecuador se retorna a una paz pedida por los ciudadanos atrapados entre dos fuegos. En Chile sigue la tensión y es que el presidente Piñeira tenía razón al declarar que se peleaba contra un enemigo poderoso e implacable, que no es el poblador común, y que no se saciara hasta destruir el orden institucional.

Bolivia está afectada por un ya definitivo fraude electoral para la presidencia de la República, hasta el momenot no se determina al presidente ganador y ya comenzaron los incendios de edificios y transporte en diversas ciudades.

El Perú pasa por una disolución del Congreso, lo que permitirá enjuiciar por corrupción a muchos de sus miembros que se habían escudado en la inmunidad parlamentaria pese a las pruebas flagrantes, es el único país donde no se registraron desmanes y ni siquiera una manifestación significativa, el Congreso se había condenado el mismo, tras años de corrupción e impunidad.

En México se reconoció oficialmente quien es el que gobierna y lo vio todo el mundo, cuando el presidente López Obrador ordenó liberar a un jefe del cartel de Sinaloa, ante una orden directa de dicho cartel que tenía por rehén a toda una ciudad.

Si bien en Ecuador se vandalizó Quito los daños fueron superficiales. Hasta el momento la crisis más violenta es la de Chile con más de 15 muertos, y los daños causados a Santiago fueron estructurales: cientos de negocios incendiados, la destrucción del sistema de metro, la paralización de las líneas aéreas, su turismo y en general toda actividad económica de donde se calcula que las pérdidas directas e indirectas al final de todo se contarán por miles de millones de dólares y con unos desórdenes que al cierre de edición no terminan, pese al toque de queda y una huelga indefinida que recién comienza.

Para muchos analistas el autor intelectual y material del caos reinante, con excepción de Perú, es la extrema izquierda que desde hace un tiempo ya funciona como un ente continental y que se fue organizando desde principios de este siglo con la captación y adoctrinamiento de grupos marginales y conflictuados, esperando el momento preciso para, por un mínimo pretexto, lanzarlos contra los gobiernos y que en medio de ellos actuando sincronizadamente y organizadamente comandos de extrema izquierda causaran el mayor daño posible: Chile, Ecuador. Manteniéndose en el poder a como dé lugar: Venezuela, Bolivia y México. Intentando tomar el poder por los votos tras sabotear al gobierno: Argentina. Desestabilizando el gobierno por medio de guerrillas: Colombia.

Latinoamérica arde, “basta una chispa para incendiar las praderas” pidió un líder de la Revolución Cubana, es una necedad también el negar que Cuba esta intelectual y materialmente ligada a este frenesí. Es necesario un desenmascaramiento de este complot continental, el comunismo nunca trajo nada bueno, sino la muerte de miles de personas y la ruina de numerosas naciones.

Pablo D. Perleche

1 COMMENT

  1. Por favor, no pueden mentir de esa manera diciendo que hay un “PROBADO” FRAUDE ELECTORAL, es anti ético periodísticamente

    Judith Hoffmann

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here