Miguel Franco: Una vida dedicada al trabajo

Miguel Franco: Una vida dedicada al trabajo

Llegó a los Estados Unidos en 1986 con el deseo de todo inmigrante, trabajar fuerte y lograrse un futuro en la tierra de las oportunidades. Vino acompañado de sus esposa Norma y sus cuatro menores hijos, Miguel, José Luís, Jessica y Érica. Todos ellos, con el correr del tiempo serían el incentivo, apoyo y colaboradores de Don Miguel Franco, considerado por los conocedores del buen comer, como un referente de la comida peruana en Hartford, capital del pequeño estado de Connecticut, ciudad en la que, por su proximidad a Nueva York, es difícil salir adelante en el difícil campo de la culinaria.

Una vez llegado a Hartford, Don Miguel se dedicó de lleno al trabajo, desempeñándose por un espacio de casi diez años a su trabajo en un garaje de estacionamiento. Sin embargo, dentro de sí algo le decía que debía aventurarse en hacer lo que había hecho en Lima, es decir abrir un restaurante de comida criolla, en donde los ceviches, sudados, jaleas y otras delicias marinas peruanas fuesen el fuerte de su imaginario restaurante. En efecto, una cosa es imaginar, otra es que esos sueños se hagan realidad, sobre todo en un medio completamente extraño como es el estadounidense. Reglamentaciones rígidas y diferentes a las peruanas, le hacían ver las cosas difíciles, prácticamente imposibles, todo eso sin contar la financiación, porque dar vida a un restaurante no es un juego.

Don Miguel, ayacuchano de nacimiento, por lo tanto acostumbrado a superar dificultades, decidió dar un paso pequeño, cocinar en su casa y vender para llevar. El negocio casero funcionó por poco menos de un año; lamentablemente así no funcionan las cosas aquí en los Estados Unidos, era muy consciente de ello. Además, a medida que aumentaba la popularidad de su comida iba creciendo la cantidad de sus clientes y pronto el intenso tráfico de estos se podía convertir en un problema. Frente a esto, decidió coger al toro por las astas y se dedicó a buscar un local para abrir un restaurante con todas las de la ley. Muy pronto encontró un lugar aparente en el 417 New Britain Av. Hartford. Luego de tramitar las licencias respectivas, hacer los arreglos necesarios el 22 de Agosto de 1998 el “Restaurante Piolín” abría sus puertas al público, con don Miguel en la cocina, doña Norma en la caja y dirigiendo al personal conformado básicamente por sus hijos. En suma un negocio familiar.

Don Miguel explica que el nombre de su restaurante es debido a que de niño, todos sus amigos lo llamaban “Piolín”. Dieciocho años después, el trabajo y constancia que este peruano emprendedor ha puesto en su empresa gastronómica ha rendido sus frutos, en la actualidad son cuatro los restaurantes Piolín que funcionan en la Gran Hartford. Sus hijos Miguel, José Luís y Érica administran tres; su hija Jessica es la única que tiene otra actividad profesional. El Piolín original siempre está bajo su comando y en donde, entra a la cocina cuando es necesario.

Don Miguel Franco es el ejemplo del peruano emprendedor, honrado y trabajador. Un orgullo peruano. En este mes, en el cual se reconoce la contribución de los inmigrantes hispanos a este país, es un acierto de la organización Premios TUMI USA, haber escogido a Don Miguel Franco para recibir el prestigioso premio que otorga desde 1995, en la categoría Negocios. El trabajo fuerte desarrollado a lo largo de toda su vida, primero en el Perú y luego en los Estados Unidos lo hacen un digno merecedor de dicho premio.

Así mismo, es necesario hacer mención, que en dicha ceremonia realizada en la ciudad de Miami el pasado 24 de Setiembre, Don Miguel Franco, más conocido como Piolín por sus amigos, estuvo acompañado de toda su familia, quienes indudablemente no solo acompañaron al patriarca de la familia, sino que compartieron la alegría. Justo premio a tantos años de labor y sacrificio.

 

Epigrafe de fotos:

1) Miguel Franco con el premio TUMI USA Award

2) Miguel Franco junto a su esposa Norma y su hijo Miguel Jr.
Armando Zarazú
azarazu@aol.com

Identidad Latina
Acerca del Autor