Las caras del Movimiento Verde en República Dominicana

El Movimiento Verde en la República Dominicana es una realidad. El apoyo de aquellos que se identifican con una causa necesaria ya se ha manifestado, y crece numéricamente cada día. Porque hoy está siendo atendida por el pueblo Dominicano, pero en realidad es una causa que a otros niveles abarca toda Latinoamérica y el mundo.

Al escuchar por primera vez sobre la iniciativa del Movimiento Verde mostré mucho entusiasmo. Solo tenía unos días como nuevo misionero en mi país natal. Pero fue tanto el impacto que la iniciativa y el entusiasmo que noté en los organizadores, que aunque tenía una agenda congestionada en los oficios de levantar una Congregación, no pude resistir mi responsabilidad como Ministro de Dios, de cumplir con mi labor social. Porque Dios quiere que hagamos su voluntad como en el Cielo así como en la tierra (Mateo 6:10).

Dios quiere que los recursos que él nos ha dado, sean distribuidos equitativamente, para que en cuanto sea posible vivamos una vida mejor. Disfrutando de comida, techo, buena salud, buena educación, buen sistema de acueducto, alumbrado y mucho más. En estos momentos, en la República Dominicana eso no está siendo posible, porque la impunidad creada por la corrupción lo hace imposible. ¿Por qué? Porque las riquezas del país no están siendo canalizadas de manera que todos los sectores sean beneficiados. Especialmente los menos pudientes.

A diferencia de muchos comentarios que he escuchado y leído, de que este Movimiento busca desestabilizar el gobierno y crear una atmósfera que culmine en derrocar al presidente Danilo Medina Sánchez, creo que es todo lo contrario. En mi análisis pienso que este Movimiento busca crear conciencia sobre las necesidades en la República Dominicana. Como Jefe de Estado, es natural que el nombre del presidente salga a la luz. Y como primer mandatario de la nación es justo y lógico que todos les pidamos al Presidente que sea parte de la búsqueda y obtención de justicia para todos.

 

Un abarque incalculable

Siempre he tratado de ser optimista en la que demanda optimismo. Pienso que muchos Dominicanos han advertido el abarque de este Movimiento Verde. Esta iniciativa podría ser categorizada al nivel de las altas acciones encabezadas por próceres como Simón Bolívar, Juan Pablo Duarte, Eugenio María De Hostos, George Washington, Nelson Mandela, Martin Luther King y otros cuyos nombres no han sido incluidos pero que sus contribuciones a un mundo mejor, han sido categorizadas a nivel de alabanza. Basta con presenciar algunas de las marchas, la asistencia, organización y fervor que muestran los participantes, para uno convencerse de que hay esperanza.

Este Movimiento Verde en contra de la impunidad, corrupción y seguridad ciudadana en la República Dominicana ha sido absorbido por los Dominicanos y no Dominicanos en otras partes del mundo. A mi entender, aquí en la República Dominicana se ha creado un modelo que sin dudas podría ser imitado en otras partes del mundo. A diferencia de quizás, otros movimientos que a veces  utilizan “el fin justifica los medios”, y por ende optan por desplegar cualquier acción para lograr su objetivo, este Movimiento Verde en mi país ha actuado de forma responsable en términos de garantizar el orden y la seguridad de todos.

Es por la razón antes mencionada, que a diferencia de los partidos de cabecera del país, podríamos deducir que el Movimiento Verde ha financiado y se financiará a sí mismo. Porque no solo los Dominicanos, sino todos aquellos que abogan por causas sociales genuinas se han identificado con ellos.

He escuchado y leído los comentarios de personas y organizaciones, que no pueden entender cómo este Movimiento ha avanzado hasta el nivel en que se encuentra. Dicen que solo ayudados por un ente financiero/económico podría haber obtenido tales logros. Por mi parte, me gustaría tratar de ofrecer mi opinión sobre la dinámica que envuelve tal premisa: Se dice que la República Dominica es uno de los países que requiere, hablando relativamente, de mayor cantidad de dinero para elegir un Presidente y posicionar un partido. Ese dinero es utilizado para pagarle a personas, medios, cabildeos, sindicatos, clubes etc. que en realidad buscan elegir candidatos por la paga de una remuneración.

En el caso del Movimiento Verde, esos mismos sectores mencionados, quizás aún otros, contribuyen, no para el beneficio de un partido o candidato en particular, sino para beneficio del país (aun quedamos muchos que pensamos que es mejor dar que recibir). Lo que quiere decir que no estamos  interesados en lucrarnos, sino en buscar justicia y adelantos en el estilo y condición de vida de todos los ciudadanos del país.
Ángel Reyes Valdez
angelreyes1579@yahoo.com
EFE

Identidad Latina
Acerca del Autor

El presidente que terminó DACA ahora amenaza al “Dream Act” con drásticas medidas

Revocación de DACA: Es tiempo de presionar el Congreso

¿Mantendrá la Casa Blanca como rehenes a los Dreamers?

¿Mantendrá la Casa Blanca como rehenes a los Dreamers?

INMIGRACIÓN: un cubano se salva por ahora de la deportación

Trump respalda reducir a la mitad la inmigración legal en EE.UU

La agenda “transparente” del Presidente Trump

Kris Kobach, anti-inmigrante y todavía con poder en los EEUU

INMIGRACIÓN: Ley de Confianza de Illinois, modelo para política pro inmigrante en EEUU

El ‘delito’ de hablar Español en un país de inmigrantes

Clima

octubre 22, 2017, 10:18 pm
Despejado
Despejado
14°C
sensación térmica: 15°C
presión: 1030 mb
humedad: 77%
viento: 1 m/s S
Ráfagas: 1 m/s
UV-Index: 0
salida del sol: 7:11 am
puesta de sol: 5:58 pm