La sentencia de La Haya: Se ganó en paz y tranquilidad

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya fijó los límites marítimos entre el Perú y Chile, luego de un proceso que demoró seis años. Según lo establecido por el tribunal, Perú ha ganado casi 50.000 metros cuadrados de mar. Ambos gobiernos han aceptado la resolución y han reiterado que la acatarán. Durante la lectura del veredicto, el presidente de la CIJ, Peter Tomka, ofreció detalles sobre la decisión final:

En el 52 no se delimitó nada

Según la sentencia del tribunal internacional, la Declaración de Santiago, firmada en 1952 por el Perú, Chile y Ecuador, no llevó a cabo una delimitación marítima general. “Éste no hace referencia expresa a la delimitación marítima ni frontera lateral. Se suma la falta de información, como coordenadas. Pero, en su apartado cuarto incluye ciertos elementos pertinentes de la delimitación marítima internacional”, señaló Peter Tomka. El juez agregó que la Declaración de Santiago solamente tiene como finalidad la protección de recursos vivos y delimitar zona insular, pero no representa que ambos países hayan convenido el límite marítimo.

“Frontera a todos sus efectos”

Seguidamente, Tomka dijo que el instrumento suscrito en 1954 sí representa un acuerdo fronterizo “en todos los efectos” y no solo en el sector pesquero. “El convenio solo establece el acuerdo tácito. No indica la naturaleza de la frontera marítima ni sus dimensiones. Solo que la frontera marítima va más allá de las 12 millas marítimas desde las costas”, añadió.
El titular de la CIJ indicó que el documento del 1954 “no hace más que establecer, grabar en piedra el acuerdo tácito (entre Perú, Chile y Ecuador)”. Además, consideró que el retraso de Santiago en la inscripción de este documento ante las Naciones Unidades “no respalda” el argumento peruano de que este no tenía importancia para ese país.

Proyección desde Hito n°1 

La Corte Internacional de Justicia también concluyó que la frontera marítima, sellada “en piedra” en el instrumento del 54’, parte desde el Hito N° 1 y no desde el Punto de la Concordia, como era la tesis peruana. Desde esta zona se traza una línea que se extiende mar 80 millas. A esta situación se le conoce como ‘costa seca’. En la práctica, a los largo de 200 metros el mar será de Chile, pero el territorio se mantendrá a manos del Perú.

La nueva delimitación 

Si bien el fallo de CIJ aceptó la tesis chilena de que la demarcación de la frontera marítima parte en tierra del llamado Hito N°1, fijó que esa línea paralela solamente se extiende por 80 millas, unas 120 millas menos que las postuladas por Chile. Desde ese punto, la frontera es definida por una línea equidistante a las costas, como pedía el Perú.

* Extracto del artículo de Sebastián Ortiz Martínez del Diario “El Comercio de Perú”.
Identidad Latina
news@identidadlatina.com

Avatar
Acerca del Autor