Health Care Foundation pide a Legisladores y Gobernador mantengan Plan de Salud del Estado

A raíz de un informe publicado, destacando el impacto negativo del proyecto de presupuesto del Gobernador Dannel Malloy para cortar a casi 38.000 padres del programa estatal de seguros de salud, la Fundación Universal de Salud de Connecticut pidió al gobernador y legisladores que dejen intactos los niveles actuales de elegibilidad HUSKY para los padres de bajo ingresos. Bajo la propuesta del Gobernador, se cortaría la elegibilidad HUSKY para los padres con ingresos entre 133 y 185 por ciento de la pobreza federal, o con ingresos anuales de $25.975 a $36.131 para una familia de tres. Estos residentes tendrían que comprar cobertura de salud privada a través de Access Health CT. El estado espera ahorrarse $2,400 por persona en gastos de Medicaid, según un nuevo informe de la Fundación de salud de Connecticut. Entre 7.500 a 11.000 padres que reciben cobertura HUSKY dejarían de recibirla debido a su incapacidad de pagar los copagos y Premium en el nuevo plan, según la investigación, que analiza el impacto de la carga financiera para familias de bajos ingresos, incluyendo las barreras al acceso a los servicios de salud. Sumar más personas a las filas de los no asegurados incrementaría la atención no compensada en los hospitales, que se transmiten a los consumidores en forma de aumento de las tasas de seguro de salud. Además, La separación de los padres y los niños en diferentes programas de seguro de salud también puede crear una discontinuidad en la atención y reducir el acceso a los servicios de salud para las familias de bajos ingresos.
Identidad Latina
news@identidadlatina.com

Avatar
Acerca del Autor