FÚTBOL: Maradona llevó su circo a México

Cuesta hablar de Maradona en esto tiempos, sin embargo cuando a principios de Septiembre llega la sorprendente noticia de que Diego Armando Maradona, el otrora mejor jugador de fútbol del mundo, fue contratado por el Club Dorados de Sinaloa de México como Director Técnico, no podemos resistirnos a hacer un análisis de este aterrizaje y dar nuestra opinión.

Como nos interesa la parte futbolística del asunto, no nos vamos a referir a su vida privada, a los cinco hijos que tuvo que reconocer, a sus adicciones, ni a sus declaraciones y apariciones extravagantes, aunque no es fácil separar al personaje del hombre de fútbol.

Maradona, próximo a cumplir los 58 años (30 de Octubre) y cuando había sido contratado en Julio pasado por el Club Dynamo Brest de Bielorrusia para que sea su presidente, con un sueldo y tratamiento sofisticado, se habló que la residencia asignada valía 20 millones de dólares, etc, etc… aceptó la oferta de los Dorados de Sinaloa. Después se dijo que solo había firmado un precontrato con los europeos.

A la fecha el famoso “Pelusa” ya tuvo su debut como DT y le fue bien, ganó su equipo por 4 a1. Hay que mencionar que los Dorados de Culiacán, Sinaloa es un equipo de Segunda División fundado en el 2003 y ha tenido dos pasos por la división mayor, la última el 2015, pero descendió al año siguiente.

Maradona arribó a México el pasado 8 de Septiembre e hizo su presentación oficial ante la hinchada el día 10, curiosamente el número que le dio fama mundial. Sus apariciones no pudieron ser más espectaculares y siempre comidilla para las prensa sensacionalista. En las primeras entrevistas se lo vio algo mareado, cansado y agitado. Sus declaraciones no pasaron de ser agradecimientos y arengas a su nuevo Club.

No podemos dejar de señalar que la historia en ese puesto le ha sido esquiva. Ha dirigido cinco equipos antes, desde la primera vez hace 24 años, cuando tomó las riendas del Mandiyú de Corrientes, en la Primera División de Argentina de entonces. De ahí pasó a Racing Club con gran pompa y pocos resultados. Dirigió la selección Argentina que participó en el Mundial de Sudáfrica del 2010. Aunque llegó al Mundial, siempre se le recordará por el 6 a 1 que perdió frente a Bolivia y la eliminación en Cuartos en el Mundial, soportando el 4 a 0 de Alemania.

Al año siguiente se mudó a los Emiratos Arabes y firmó un contrato millonario con el Al Wasl de Primera División, donde tuvo un desempeño irregular y al final terminó despedido. Luego pasó al Al Fujairah de Segunda División y cuando su equipo estuvo cerca de ascender, abandonó el equipo. Hasta que le llega esta sexta oportunidad de dirigir un equipo.

Por lo visto, su trayectoria como DT ha sido mediocre y a lo largo de los años no ha trascendido en ese puesto. Esta es una nueva experiencia que le da un Club. Nuestra opinión final es que no tiene las cualidades para ese cargo y que solamente ha trasladado un poco de su circo a México por los caprichos de un empresario millonario. Si pudiéramos sugerirle algo al Diego, sería que lleve una vida más tranquila fuera de las canchas y se aleje de las cámaras que lo deslumbran tanto.
Jorge Alatrista
Identidad Latina Newspaper

Identidad Latina
Acerca del Autor