Foro “EEUU y el Mundo”se realizó en el Bushnell de Hartford

Este 9 de marzo, The Bushnnell Theater fue sede de la discusión “America and the World, Diplomacy and Leadership in an age of Disruption” (“EEUU y el Mundo”). Moderado por el periodista Evan Osnos de “The New York Times,” el foro trató de dar una mirada “detrás de las escenas” de la política internacional. Las dos invitadas especiales fueron: Samantha Power, Embajador de EEUU durante el segundo término de Obama (2013-2017), y Julia Gillard, ex Primer Ministro de Australia del 2010-2013. Las dos jóvenes figuras notables de la época de Obama, hablaron de sus experiencias y de sus pensamientos de la actual Era Trump.

Power dijo que la administración de Obama, a diferencia de Trump, no ve “las relaciones con otros países con transaccionales”. Gillard dijo que Australia miraba a EEUU por su liderazgo desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, pero como dijo Osnos, “EEUU está redibujando su rol en el mundo”.En algún momento, Osnos cuestionó a Gillard sobre la relación de Australia con el cercano gigante, China. Gillard habló que “este es la primera época que el mayor comprador de productos australianos –China- ni es democracia, ni es aliado”, pero que Australia está firmemente del lado de EEUU en temas geopolíticos.

“Hillary es muy popular en Australia,” comento Gillard, hablando de la sorpresa de los australianos cuando Trump ganó las elecciones estadounidenses en 2016, “Nosotros también leemos los tweets”.

Power habló de su experiencia en el famoso “Situation Room” en la Casa Blanca, centro de las conferencias más importantes relacionadas a la seguridad nacional. Power dijo para tener una posición tomada en serio, no es solo el que es “el más ruidoso en el cuarto”, pero también sobre las “coaliciones” que haces antes de las conferencias.

En el tema de terrorismo, Power habló que las naciones tienen que evitar un “lazo sin fin” cuando se ataca a los terroristas solo para crear nuevos enemigos, después de haber visto sus hogares destruidos  y sus familiares muertos. Dijo que los derechos humanos debieran ser vistos más de cerca, para bajar las tensiones que podrían causar la radicalización.

Power también habló sobre las diferencias en relaciones que tenía con los individuos dentro y fuera de las  conferencias. Mientras que EEUU es esperado a liderar en las diferentes crisis mundiales, en las Naciones Unidas siempre tuvo que trabajar con el Representate ruso, Vitaly Churkin, el otro poder militar, para lograr sus objetivos. Mientras que se intercambiaban insultos, como Power llamándolo un “sinvergüenza” por el apoyo ruso al dictador sirio Asad, Power consideraba a Churkin (quien falleció en 2017), su amigo.

Power y Gillard también hablaron de la importancia de crecimiento del rol de las mujeres en la política. Gillard se convirtió “viral en las redes” en 2012, en su “Discurso de Misoginia”, cuando criticó al líder de la oposición, Tony Abbott sobre sus comentarios sobre las mujeres. Power mientras tanto, formó parte del G37, un grupo de 37 Representantes femeninas en las Naciones Unidas.

Gillard fue preguntada sobre las estrictas leyes sobre posesión de armas de fuego en Australia, ella dijo que vio gran interés de los estadounidenses sobre este tema. Después de varios tiroteos con múltiples fatalidades en los 80s y 90s, Australia dispuso más estrictas leyes en nivel mundial. Desde que esas leyes fueron implementadas, Australia “no ha tenido ningún tiroteo masivo”, manifestó Gillard.

Power y Gillard, ambas inmigrantes al país al que luego representaron en la escena mundial. Power nació en Irlanda, y Gillard en Reino Unido, las dos se mudaron a EEUU y Australia respectivamente, en una edad muy joven.

Power dijo que su experiencia hizo que nunca tuviera una mentalidad del “otro”, siempre pensando sobre temas a nivel mundial. Admitió que tenía vergüenza de sus diferencias cuando recién se mudó a los EEUU, trató duro para perder su acento irlandés y empezó a interesarse en los deportes estadounidenses para relacionar con otros niños.

En términos de cómo se puede mejorar la salud de la democracia en el mundo, Gillard habó sobre las cosas “locales que uno puede hacer”. Ella sugirió que la gente debe ver “calidad y no basura” cuando busca noticias, y tener en cuenta de la importancia de ayudar a los refugiados.

 

Alonso Velásquez

Foto: CT Forum
Alonso Velasquez
alonso@identidadlatina.com
Identidad Latina

Identidad Latina
Acerca del Autor