Felipe Calderón es el virtual presidente de México

Punto a punto y voto a voto, el candidato oficialista Felipe Calderón se erigió como el virtual ganador de los comicios presidenciales en México, al superar por un mínimo 0.57 por ciento a su más cercano competidor, el izquierdista Andrés López Obrador, quien desde ya anuncia impugnaciones y desconocimiento al resultado de las elecciones.

Con esta victoria, México espera una urgente reforma del sistema político porque el país, luego de decenios de autoritarismo y de democracia de fachada bajo los sucesivos gobiernos del Partido Revolucionario Institucional (PRI), tiene numerosas asignaturas pendientes para concluir con éxito la transición hacia una democracia real que se inició hace seis años.

Por lo pronto, el escrutinio de los votos arrojan como virtual ganador a Felipe Calderón del oficialista Partido Acción Nacional (PAN) con 35.88 por ciento de sufragios, superando por unos estrechos 0,57 puntos porcentuales al postulante del Partido de la Revolución Democrática (PRD) Andrés López Obrador, que logró 35.31 por ciento.

En la que se considera la elección más reñida en la historia reciente de la nación azteca, el resultado tuvo en vilo a la población mexicana ya que los comicios se celebraron el 2 de julio, y cuatro días después se dio el nombre del virtual ganador porque ambos candidatos se disputaban el voto de manera ajustada, al punto que parecían enfrentar un empate técnico.

Por otro lado, el candidato presidencial del PRI, Roberto Madrazo, obtuvo sólo 20 por ciento de los votos, quedando así en tercer lugar, mientras que Patricia Mercado, de Alternativa; y Roberto Campa, de Nueva Alianza, recogieron menos de seis por ciento de los sufragios.

Con los resultados entregados por el Instituto Federal Electoral de México (IFE), queda claro también que ni Calderón ni López Obrador cuentan con mayoría en las cámaras parlamentarias, lo que obligará al PAN y al PRD a dialogar con el viejo PRI para obtener el consenso y la gobernabilidad necesaria en el nuevo Congreso.

Al respecto, la escritora y analista mexicana Denise Dresser, considera que el país requiere sistemas de representación que contribuyan a instalar mayorías gobernables y cuestiones más pequeñas, como la reforma de los cuerpos policiales, la introducción de juicios orales y todo aquello que contribuya al nacimiento de un sistema de gobierno más transparente, eficaz y humano.

Por lo pronto, el saliente mandatario Vicente Fox obtuvo algunos logros en esas materias, pero no logró cumplir la principal promesa que hizo en su campaña electoral que fue la elaboración de una nueva Constitución, la cual hubiera permitido todas esas reformas necesarias para consolidar la transición democrática del país charro.

Tampoco lo logró el líder Cuauhtémoc Cárdenas, quien planteó un nuevo pacto social y una agenda conjunta para reducir la pobreza y la desigualdad, pese a sus tres candidaturas a la presidencia mexicana.

Del mismo modo, no deja de llamar la atención el hecho significativo de que el electorado haya postergado la candidatura del priísta Roberto Madrazo, que ofrecía apenas poco más que un “retorno a la normalidad”. Es por ello que los analistas mexicanos están de acuerdo en que sin grandes reformas, la transición democrática corre el riesgo de frustrarse.



Cuadro

Datos de las elecciones mexicanas

- El nuevo mandatario, que reemplaza a Vicente Fox, asumirá funciones en diciembre próximo y tendrá un mandato constitucional de seis años.

- Participaron en los comicios poco más de 70 millones de mexicanos, distribuidos en 300 distritos electorales.

- El proceso se desarrolló en 130 mil 500 urnas electorales entre las ocho de la mañana y las seis de la tarde del domingo 2 de julio.

- La población electoral eligió también a los 500 miembros de la Cámara de Diputados y a 128 integrantes del Senado.

- También se eligieron las gobernaciones de Guanajuato, Jalisco y Morelos, ganadas por el PAN; mientras que la alcaldía de la ciudad de México fue para Marcelo Ebrad, del PRD.

- Actuaron cerca de 15 mil 500 observadores locales, pertenecientes a 26 diferentes organizaciones no gubernamentales de corte empresarial, derechos humanos e indígenas.

- También participaron 357 observadores internacionales, entre ellos 80 de la Unión Europea que por primera vez desarrollan esta labor en la nación azteca.

- El PRI, que gobernó entre 1929 y 2000, fue reacio a permitir la observación de los comicios que se efectuaron en ese lapso, pese a que esa agrupación fue acusada de promover fraudes.

Julio Panduro
jpanduro@gmail.com

Acerca del Autor