CL&P da consejos de seguridad para dormitorios estudiantiles

Según las últimas estadísticas de la Asociación Nacional de Protección contra Incendios (The National Fire Protection Association) y Departamentos de Bomberos en los Estados Unidos, coinciden en un promedio de 3,570 incendios al año en escuelas, colegios,  dormitorios de universidades, casas de hermandad y fraternidades, en los que el equipo de cocina está involucrado en el 75 por ciento de los incendios y que son más comunes durante las horas de la tarde, entre las 5 y las 11p.m. , así como en fines de semana. Bruce Bolger, director de seguridad de CT Light & Power (CL&P), declaró: “A menudo esos edificios tienen un cableado viejo el cual no fue diseñado para soportar lo que los estudiantes tienen en sus habitaciones hoy en día. Las computadoras portátiles, refrigeradores, hornos de microondas, televisores, equipos de audio y otros aparatos de uso de los estudiantes pueden adherirse al problema”. Con estudiantes regresando a las escuelas, colegios y campus universitarios, CL&P ofrece algunos concejos para ayudarlos a mantenerse seguros:

1) Reemplace las lámparas de alógeno por lámparas de piso que utilicen focos fosforescentes. Estas son más frías y utilizan sólo un cuarto de energía. Nunca cuelgue toallas, ropa o algún otro objeto no aprobado para focos, de lo contrario, podrían incendiarse. 2) Si usa una cobija eléctrica, siga las instrucciones del fabricante y asegúrese que la apaga y desconecta cuando no está en uso. Nunca se arrope en ella. 3) No use extensiones eléctricas por largo tiempo o sobre cargue las extensiones o enchufes, haciéndolo puede causar que estos se sobrecalienten y se deterioren rápidamente, lo cual podría resultar en un potente corto circuito o un peligroso incendio. 4) Mantenga todas las extensiones alejadas del agua, lavamanos o bañera. 5) Nunca doble, lime o corte una salida de tierra de un enchufe de tres puntas. Esto deshabilita la protección que mantiene seguro y previene que le pase fuertemente la corriente. 6) Mantenga los objetos alejados de los aparatos que se calientan. Un horno tostador puede calentarse lo suficiente como para quemar y puede encender cuadernos y papeles sueltos que puedan entrar en contacto con el horno. 7) Tome todas las alarmas de incendio y ejercicios en el campus en serio. Memorice el número de puertas de las dos salidas más cercanas de su dormitorio. Asegúrese de conocer todos los procedimientos de evacuación y planes de salida. Lleve consigo un detector de humo y un extinguidor en todo caso que estos dispositivos no están disponibles. Para aprender más acerca de seguridad eléctrica, visite el sitio electrónico www.cl-p.com.

Identidad Latina

Avatar
Acerca del Autor